Son momentos de tensión en el seno del régimen chavista. Luego de que el pasado martes un grupo de militares se sublevara y reconociera a Juan Guaidó como presidente interino, Nicolás Maduro se mostró en todo momento rodeado de uniformados de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB). Este jueves, durante un acto en el Fuerte Tiuna, en Caracas, el dictador amenazó con «cortarle la cabeza» al funcionario que haga falta para que «respete al pueblo».

«Hay mucha sordera de funcionarios públicos que no quieren escuchar al pueblo. Se hacen los locos y los sordos. Hay muchos compañeros buenos, tengo que reconocerlo, pero también tenemos un funcionario por allá que se hace el loco y entonces te pide este papel y el otro y no te soluciona nada. Vamos a cortarle la cabeza a quien haya que cortársela para que aprendan a respetar a nuestro pueblo», lanzó el mandatario chavista, durante una jornada con los jóvenes de la «Gran Misión Chamba Juvenil».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here