Miguel Ángel Russo sonríe porque el refuerzo que llegó en el último mercado de pases finalmente está listo para salir a la cancha: Marcos Rojo se entrenó a la par del grupo y se entrena pensando en el Superclásico de este domingo, donde podría registrarse su debut. El ex Manchester United dejó atrás un desgarro de sóleo que postergó su estreno pero ya está listo para saltar al campo de juego. Además, Ramón Ábila también está a tope y volvería a ser convocado este fin de semana. El cuerpo técnico le prende velas a Carlos Izquierdoz de cara al choque con River en la Bombonera.

En el Xeneize la idea desde el arribo de Rojo fue no apresurarlo debido a su extensa falta de ritmo. El último cotejo oficial disputado por el mundialista en 2014 y 2018 fue con la camiseta de Estudiantes de La Plata, club en el que estuvo a préstamo en el primer semestre del año pasado (fue en febrero de 2020). Por su inactividad se sometió a trabajos especiales y diferenciados para reacondicionarse desde lo físico y lentamente fue también adquiriendo roce futbolístico. Desde hace un par de semanas participa en los ejercicios con pelota y el entrenador entiende que es su momento.

No hay que perder de vista que un desgarro de sóleo provocó que se estiraran los tiempos de adaptación de un Rojo que quiere volver a ser el que fue. El Consejo de Fútbol trabajó su contratación durante meses y finalmente llegó a un acuerdo con un futbolista que en su mejor nivel puede convertirse en uno de los más importantes de la liga argentina. De hecho el platense de 30 años sueña con volver a ser considerado por Lionel Scaloni para la Selección.Rojo se frota las manos: podría debutar justo contra River en la Bombonera (BocaJrsOficial)Rojo se frota las manos: podría debutar justo contra River en la Bombonera (BocaJrsOficial)

El plan de Russo, en principio, es que Rojo ocupe un lugar entre los relevos teniendo en cuenta que en el lateral izquierdo el titular es Frank Fabra y la dupla central conformada tras la baja por lesión de Carlos Izquierdoz es Lisandro López-Carlos Zambrano. La baja de Emmanuel Mas (intervenido quirúrgicamente por infección de partes blandas con absceso de tobillo izquierdo) le abrió un cupo entre los suplentes a un ex Pincha que se ilusiona con debutar justo en el Superclásico.

Esta no fue la única noticia positiva en el predio que Boca tiene en Ezeiza ya que Ábila también quedó habilitado por el departamento médico azul y oro para salir a la cancha. El pasado 18 de enero, un día después de la conquista de la Copa Diego Maradona, Wanchope se sometió a una operación de hernia inguinal que le demandó varias semanas de rehabilitación. El cordobés también realizó una puesta a punto para optimizar su físico y amigarse con el balón. Ahora le llegó el momento de volver a ponerse la 9 xeneize y cuenta con chances de ser convocado para el duelo con River, al que le convirtió en el torneo pasado.

Ahora el DT le prende velas a Izquierdoz, quien abandonó el campo de juego en el empate con Sarmiento de Junín producto de un traumatismo intercostal (fue segundos después de la rotura de ligamentos cruzados anteriores de rodilla de Eduardo Salvio, quien ya fue intervenido y tendrá para 8 meses de recuperación). Cali se entrena de forma diferenciada y está en duda su participación en el derby con el Millonario de este domingo, 18 horas con arbitraje de Facunado Tello, en el estadio Alberto J. Armando.

Fuente: Infobae

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí