Sueño cumplido para Marcos Rojo y su familia. El ya ex Manchester United se decidió por Boca, cumpliendo un viejo anhelo. Con respeto, el defensor ya empezó a jugar el Súper. Primero, en conferencia de prensa, al afirmar la importancia de Boca en Argentina y en el mundo. Y segundo, por sus ganas de disputar el clásico de los clásicos.

“Esto de jugar en Boca siempre está en la cabeza. Acá en la Argentina es el más grande, uno de los más grandes del mundo. Siempre es lindo”, remarcó el surgido en Estudiantes. No dudó a la hora de expresar esa frase. De todas formas, justo hablado del Pincha, agradeció el interés mostrado por varios. “He hablado. Cuando estaba la propuesta de Boca, Verón me llamó. Agradecido a la gente de Estudiantes, pero hoy me toca defender esta camiseta”, señaló.

Codiciado en este mercado -difícil por el contexto del coronavirus-, el hombre que llevará la 6 de Boca agregó: “Sabían varios clubes de mi situación con Manchester, me han llamado no sólo River y Estudiantes. Yo quería jugar acá. Se lo hice saber a Román. La decisión estaba tomada”.

Como si fuera un chico, ya imagina la chance de disputar el choque contra el Millo: “Hoy pensaba que voy a jugar el superclásico. Lo miré tanto…”. Pura ilusión, como si recién arrancara a jugar en Primera.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí